enero 28, 2012

Mis vicios...

Es posible retornar a vicios del pasado por acciones del presente, que solo demuestran que las acciones a traves de la historia son cíclicas.

Piano y cigarrillo, malditos vicios que dejé, pero que en momentos como este más deseo, deseo estar en estos momentos, sobre aquel piano con vista al forestal, con el que puedo solamente concentrarme en mover los dedos y crear algo. Crear, una palabra que solo lo podemos decir cuando somos capaces de irradiar sentimientos. Wow, pero los sentimientos pueden ser de ambos sentidos, buenos o malos, da igual. Como le dije hace unos días a otra persona, lo comido y lo bailado no lo quitará nadie.

Pero con el piano necesitas de una serenidad, palabra bonita, y en mi caso, quiero dejar de estar lejos de todo, y en estos momentos, solo centrarme en mi interior, y notar lo que siempre creí crear, que es de dar seguridad y calma a quienes me rodean. Punto, es hora de mejorar las cosas, como que es hora de tomar aquel cuadernillo de música, crear nuevas partituras de notas, nuevos tiempos han llegado, estamos en el 2012, decir eso es como creer en todo lo que dicen. Pero la verdad, quiero sentarme en el piano, y crear, crear para sentir algo que nunca he dudado, el pianista frustrado, ni tiene por qué ser frustrado, mejor dicho, tiene la libertad de crear ideas, sentimientos, pensamientos, todo lo que está. Me gustaría encantar a todos por como suena el piano en mis dedos, pero que se contemplen con el sonido, quizas es lo bueno que les pueda dar.

Mis fieles cigarrillos de esencias, si, aquellos que conocí gracias a la fotografía, y que me permiten dejar los vicios de la nicotina, pero no me hacen consumir sustancias ilícitas, esas sustancias que solo suprimen la verdad del dolor. Estos cigarrillos en cambio, son mejores, y su finalidad es para dejar de fumar, pero yo me envicio de ellos, sobre todo cuando creo que necesito estar con el piano, por que la verdad, es una sensacion para decir que me estoy matando, cuando en verdad me estoy sanando.

El objetivo de todo esto, no es ni mas ni menos, que el solo sentirme cómodo, por que se que algunos me lo advirtieron, y otros simplemente se alejaron, al ver como hacía las cosas, pero solo me queda esta sensación, hice lo que quería mostrar, se de lo que puedo dar, pero nada mas, no me interesa seguir diciendo cosas que ni yo se, solo se, como en el cuadernillo de música, que puedo por ello solo crear, ya no importa el motivo, solo me importa sentarme en el banquillo, hacer sonar unas notas, vivir la realidad del sonido vacío, y dejar que el resto se de por si solo, no se como lo reciba, pero en teoría lo recibiré.

No hay comentarios.: