enero 14, 2012

Recuerdos de Vancouver.

Es enero, y con este calor, recuerdo Vancouver, con ganas de volver allá. quizás es el hecho de que me acostumbré al frío en enero, que lo extraño, saber que estaba a mas de diez mil kilometros de distancia, quizas arrancando, quizas buscando paz. En donde solo me preocupaba de hablar bien el Ingles, para que mi idea fuera clara. Tantas ganas de volver, mejor dicho, tantas ganas de irme para siempre, una parte de mi mente y mi corazon quedaron alla, no por alguien en específico, sino por la ciudad.

Era feliz, a pesar de que extrañaba a mis sobrinos, y solo a ellos. Pero era feliz, una ciudad en la que no me sentí como un extraño, fui bien recibido, encontre mi pensamiento allá, muchas cosas que valoro, me gustaría volver, y volver para quedarme. Solo eso, creo que otros me odiarían si no me despido, pero es Vancouver, y para que andamos con cosas, soy bastante impulsivo a pesar de demostrar lo contrario.

No hay comentarios.: